A Travellerspoint blog

Suroeste de Bolivia

Tupiza, Las Lagunas, El Salar de Uyuni, Potosi y Sucre

sunny 25 °C
View South America 2007 on miromar's travel map.

Me estoy volviendo vaga en esto de escribir. Son tantas cosas las que se ven, se escuchan, se huelen y se viven, que me gustaria describir una por una para que las vivierais un poco conmigo. Pero en lugar de eso, lo que me pasa es que lo voy dejando y mas detalles se van acumulando, con lo cual, menos ganas de escribirlos...

Antes de empezar esta pagina, quisiera decir que estoy feliz. Mucho mas de lo que he estado en mucho tiempo. Y aunque os echo de menos a todos (a cada uno por cosas distintas, pero a todos porque os quiero mucho) no cambiaria este momento de mi vida, por nada del mundo.

Ahora que he dejado el momento sentimental atras, prosigo con los detalles de esta aventura.

En Tupiza volvi a encontrarme con Jo y Vern, la pareja inglesa que tambien decidio quedarse y hacer el tour desde alli. La union hace la fuerza cuando se trata de negociar tours sobre todo, y al final conseguimos un buen precio de una agencia, de manos de un tipo que se hacia llamar a si mismo Freddy Kruger. El caso es que desde mi punto de vista se parecia a Angel Cristo en su buen momento, pero eso no se lo dije a el, claro..

Salimos al dia siguiente, nosotros tres mas las nuevas adiciones a la familia: Claire de Sudafrica, y Hugo de Francia. Los cinco, mas el conductor guia y la cocinera nos adentramos en la parte mas sudoeste de Bolivia durante 4 dias, y hemos tenido la oportunidad de ver los paisajes mas increibles que me pudiera imaginar. Desde desiertos a nieve, pasando por lagunas verdes, rojas y de azufre, volcanes, refugios de flamencos y comunidades de llamas, es imposible explicar la sensacion que se tiene cuando se vive todo esto en directo y a alturas de hasta 5000m de altura. No puedes andar, te falta el aire, te duele la cabeza e incluso te puede hacer vomitar y demas. yo tuve suerte y aparte de cansarme hasta cuando te levantas al baño por la noche, y un ligero dolorcillo de cabeza, he superado la prueba de la altitud con sobresaliente. No podian decir lo mismo los chicos del coche de al lado (dos sudafricanos y una pareja neocelandesa) que tres de los cuatro estuvieron bastante enfermos. Cada noche llegabamos a un refugio localizado en alguna aldea, donde no hay calefaccion, ducha caliente, y solo luz hasta las 10 de la noche. Es increible imaginarse que hay gente en este mundo viviendo en esas circumstancias cada dia, sin conocer nada mejor. Encontramos en el camino bastantes pastores de llamas, que dedican su vida a caminar el altiplano de arriba abajo, y para gringos como nosotros es imposible pensar que se puede caminar tan largas distancias a tanta altura, sin un mapa y sin cansarse.

Hablando de las llamas, son los animales mas curiosos del mundo, cuando los ves en su ambiente te recuerda a aquel momento de barrio sesamo: "yo y mi llama, pues llama se llama". La parte mas dura es cuando para cenar, la cocinera te sirve filete de llama, despues de haberte pasado todo el dia echandoles fotos... ironias de la vida, supongo! (y esta bastante bueno, por cierto) Y tambien hablando de fotos, os mando alguna, aunque las buenas las tengo en la otra camara, pero al menos que veais algo!

PHTO0058.jpg

Esa es la Laguna Hedionda, llamada asi porque apesta a azufre..

PHTO0060.jpg

El ultimo dia es dedicado al Salar de Uyuni, que con 12000kms cuadrados, es el salar mas grande del mundo. La vista se te pierde en esa inmensidad de sal, que esta salpicada de alguna montañita o volcan en el medio de lo blanco. Incluso la ultima noche dormimos en camas de sal, que son bastante curiosas, pero para que mentir, no demasiado comodas!

PHTO0065.jpg

Y aqui teneis el vehiculo en el que pasamos lo s4dias, atravesando arena, piedras, nieve y sal...

PHTO0068.jpg

Cuando llegamos a Uyuni, despues de 4dias de emociones, risas y mucho dulce de leche para desayunar, fue dificil despedirse del grupo! Pero el mundo es pequeño, y los mochileros bastante predecibles cuando planean la ruta, asi que nos dejamos email por si acaso...

El plan original era quedarme en uyuni por una noche y descansar, pero uyuni es un pueblo bastante feo, asi que decidi dirigirme a potosi, directamente esa noche.

Y aqui es cuando empieza mi experiencia con los autobuses bolivianos. Tengo que mencionar que todo aquel viajero que ha estado en Bolivia tiene una historia de un autobus. Todos. Y claro, yo como buena aventurera, tenia ganas de experimentar la mia propia! Ahora que han pasado unos dias y soy una profesional en este campo, puedo decir, que el viaje no seria el mismo sin las risas que te pegas contando los momentos autobuseros. Aqui teneis una foto de mi primer bus.

PHTO0071.jpg

Si, y mi mochila esta en algun lugar alla en lo alto, al lado de los millones de cosas que los bolivianos transportan en los buses. Y lo mejor no es eso, no, es que algunos piensan que sus cosas y sus sacos de 20kilos de semillas son tan valiosos que no se pueden poner en el techo, asi que los meten en el bus. Junto con los niños que cargan a la espalda, que por supesto no pagan billete y son bastante creciditos. Y aun hay mas. Yo tengo un asiento, porque voy hasta el final del trayecto (7hs de viaje por cierto) pero los que solo viajan por unas 2hs o asi, pagan menos y se sientan en el suelo. O encima de los sacos, lo que convenga. Y mi parte favorita: La pegatina en la entrada que dice " No escupa por favor". Me encanta :D

Yo aun me pregunto cada vez como los pobres autobuses lo consiguen. Lo de llegar al destino, me refiero. Potosi es la ciudad mas alta del mundo, a 4100m de altura, y subir esas cuestas con esos buses, es bastante heroico!

Llego a Potosi a las 12 de la noche, alucinada de haberlo conseguido y de la vista del "cerro Rico" que esta iluminado por la noche. Cerro Rico es la razon de que se fundara la ciudad, ya que desde el sglo dieciseis o por ahi, la extraccion de minerales en las minas del cerro, convirtieron Potosi en la capital del mundo en ese momento. Años despues, las minas siguen siendo la vida, y por que no, la muerte, de miles de mineros que dedican su corta vida a la busqueda de la fortuna. Esta es la vista de la ciudad desde el cerro y el cerro en si

PHTO0079.jpg

PHTO0080.jpg

Potosi es una ciudad preciosa (aunque desde lo alto eso no se ve), mal cuidada, pero que aun guarda el poderio que tuvo que tener en su momento. Se ofrece la oportunidad de visitar las minas a los turistas, de una forma que no existe en otro lugar en el mundo, y es tal y como los mineros lo hacen. Aqui no hay trato especial, ni lugares de visita. Aqui te dan un mono, un casco, una luz, y te dicen que siempre hagas caso al guia, porque no se hacen responsable de que te pierdas, te asfixies, o te caiga una piedra encima. Y aunque todos los que entramos tenemos cierta idea de lo que nos vamos a encontrar, es imposible explicar el lo que se siente una vez dentro.

Despues de una visita a la refineria de minerales, nos llevan al mercado minero (foto incluida y yo vestida de minera con batido de platano en mano)

PHTO0074.jpg

PHTO0073.jpg

Los mineros trabajan en cooperativas y compran aqui su propio material, incluida la dinamita, (que se vende a cualquiera, por cierto) Nos traen aqui para comprarles regalillos a los mineros, y despues nos adentramos en la mina. Bajamos hasta tres niveles, y la temperatura es de unos 35grados alli abajo. No hay escaleras o ascensores, te arrastras por las galerias (que son del tamaño boliviano) o te tiras por las rampas por las que suben a los carros. De vez en cuando escuchas el tumulto de los mineros arrastrando el carro, y tienes que salir por piernas hasta que encuentras donde quitarte del medio. Si te encuentras un grupo de mineros, puedes hablarles (aunque la mayoria hablan quechua mejor que español) y preguntarle cosas (por ejemplo la edad, que va desde los 10 años en cualquier caso) a cambio les dejas una botella de fanta, unas hojas de coca (que les ayudan con la altura y les quita el hambre) y un paquete de dinamita, para que sigan con la tarea. La visita a la mina ha sido una de las experiencias mas fuertes de mi vida, y detras de las risas cuando sales y las fotos haciendo el tonto con el casco (vease debajo..) la experiencia hay que digerirla.

PHTO0097.jpg

La media de vida de estos mineros es de 50 años, si es que tienen suerte, ya que la silicosis pulmonar los suele matar antes. Su sueldo medio, unos 800 bolivianos, es decir menos de 100 euros al mes, que aun asi es mas que el sueldo medio del pais. Conoci a uno de los mas experimentados de la mina, lleva 21 años alli adentro y le miras a la cara y dirias que tiene unos 75 años. En realidad tiene 36. Cuando regresas de la mina, aparte del shock, tienes que recuperarte del polvo que has tragado, al dia siguiente, aun estoy tosiendo. Imaginate eso 8 horas al dia 6 dias por semana.

El dia siguiente es momento de seguir el camino, y me dirijo a Sucre, la verdadera capital de Bolivia, aunque todo el mundo siempre piensa que es La Paz (que es cierto que tiene varios poderes y es mas grande, pero no se te ocurra decirle eso a un sureño, que estan bien orgullosos de su ciudad). Y deberian estarlo, porque es bastante preciosa. No pensaba pasar mucho tiempo alli, una noche y pco mas, pero al final he pasado 5 dias, y si me he ido ha sido porque por desgracia, el tiempo pasa rapidisimo cuando estas bien. El hostel donde me hospedaba era genial (y con agua muy caliente!!) pero lo mejor ha sido la gente viviendo alli. Me han llevado de juerga, de mercado, de paseo, y sobre todo, me han hecho reir muchisimo con sus intentos de hablar el español que estan aprendiendo (sucre es bastante popular para clases de español, y la mayoria de los que viene aqui se quedan una temporadita). Y como ya dije antes, el mundo es pequeño, asi que termine viendome de nuevo con Jo y Vern, y con Greta y Dave, los de nueva zelanda, y en esta ocasion era mi turno de enseñarles los truquillos de Sucre! Ah antes que me olvide, Sucre es la "capital del Chocolate" de Bolivia, y tiene el nombre con razon. Que bueno, por dios. Probablemente otr motivo por el que no me queria ir!

Al final, decidi marcharme ayer, despues de que Brasil le metiera una paliza a Argentina en la final de la Copa America, y me despedi de todos alli en el bar donde nos comiamos el "pique a lo macho" (comida tipica yo diria que orientada a camioneros) mientras veiamos el futbol. Despues de 10 horas de aventura autobusera (el chofer decidio parar media hora cuando pasamos por un pueblo en el que estaban de berbena popular, para hablar con los de la fiesta, mientra nosotros lo observamos desde dentro) llegue a Cochabamba, donde me encuentro ahora mismo... Y por cierto, hace 25 grados, y despues de pasar la ultima semana con 2 pares de pantalones, 3 sudaderas, y 3 pares de calcetines, no veas lo que se agradece...

Besitos!!

Posted by miromar 12:48 Archived in Bolivia Tagged backpacking

Email this entryFacebookStumbleUpon

Table of contents

Be the first to comment on this entry.

This blog requires you to be a logged in member of Travellerspoint to place comments.

Enter your Travellerspoint login details below

( What's this? )

If you aren't a member of Travellerspoint yet, you can join for free.

Join Travellerspoint